martes, 26 de abril de 2011

LOS PLANETAS O CUERPOS CELESTES


Tradicionalmente denominados planetas, aunque el Sol es una estrella y la Luna un satélite, los cuerpos celestes presentes en la carta son 10.s celestes presentes en la carta son 10.
El Sol - (El yo creativo)
En la astrología el emplazamiento del Sol revela la cualidad básica de nuestra conciencia. Es el factor central de nuestra personalidad, del mismo modo como el Sol es el centro de nuestra galaxia.
No cabe duda que el Sol es esencial para el estudio astrológico, aunque es necesario recordar que es solo otra condición entre muchas.
El Sol simboliza la verdad y la integridad. Otorga al nativo alegría, confianza y buena salud. Tiene una afinidad natural con el signo Leo, el cual comparte muchas particularidades con el Sol


La Luna - (La actitud emocional)
La Luna representa la parte emocional del ser humano, normalmente las variaciones en el humor de las personas está controlado por la Luna; por tanto, representa la vida cotidiana, el diario transcurrir, los hábitos, el refugio del hogar. Relacionada con el instinto, la memoria, la protección, lo doméstico, el gusto por el hogar, el papel como padre o madre, los sentimientos familiares, la lealtad, la nutrición, la fertilidad. Asimismo, se encuentra conectada con el universo de los sueños, el inconsciente, lo fantástico.
Las diferentes fases de la luna son reveladoras para la interpretación astrológica. Por ejemplo, las personas nacidas en el período de la Luna Nueva gozan de gran capacidad de concentración, mientras que las nacidas bajo la influencia de la Luna Llena se destacan por su objetividad y conciencia clara.

Mercurio - (La expresión Mental)
En la astrología, Mercurio simboliza nuestra capacidad de comunicación, juicio y reflexión, nuestra inteligencia, nuestra capacidad para los negocios, pensamiento práctico y nuestra astucia. Como estrella rige al signo Géminis y como estrella del anochecer gobierna al signo Virgo

Venus - (La forma de amar)
En la astrología, Venus simboliza todo lo bello y deseable. Su posición en la carta astral nos revela algo sobre nuestra necesidad de armonía, nuestra vida amorosa y nuestra capacidad de devoción. También las bellas artes y el canto, así como nuestro sentido de la estética, se relacionan con Venus, que representa el poder del hombre de dar, gracias a sus sentimientos, un valor y un sentido esencial a sus experiencias. Como estrella matinal pertenece al signo de Tauro, mientras que gobierna al signo Libra como la estrella del anochecer.

Marte - (El atrevimiento de autoafirmación)
En la astrología, Marte representa la fuerza iniciadora, el coraje, el entusiasmo, la ira y, también, el deseo sexual. Regente del signo Aries y Escorpio, es el astro que representa el impulso a la acción. Famoso por su valor y su ánimo, que mueve a irrumpir audazmente grandes empresas y a afrontar los peligros. Pero Marte en sí no es ni negativo ni positivo; simboliza nuestra energía que tiende a buscar la exteriorización de nuestros deseos.


Júpiter - (El guía hacia un conocimiento superior)
En la astrología, Júpiter es (junto con Saturno) uno de los dos llamados “planetas sociales”, ya que simboliza nuestra expansión en el entorno exterior y también nuestra asimilación. Júpiter representa el crecimiento en todos los sentidos: conocer más, aprender más, llegar a ser más, tener más. La palabra “más” es una clave de Júpiter, pero se la puede entender en dos sentidos paradójicos, uno optimista: progresar, desarrollarse, cultivarse, expandir los propios horizontes y los de los demás, disponerse para el futuro, abrirse para las oportunidades que brinda el mundo. La sabiduría y la felicidad verdadera. El otro sentido es el pesimista: crecer más allá de los propios límites, querer constantemente más sin apreciar lo conseguido; procurar ser mejor que los de más, sin poseer conocimientos serios; engrandecimientos de todo tipo.

Saturno - (La necesidad de responsabilidad)
En astrología, Saturno representa lo estático, la responsabilidad, lo conservador, el no cambio, las restricciones, la rigidez, el tiempo, las limitaciones, la experiencia obtenida a través de la experiencia y los años, angustia, melancolía. Se la llama el planeta maestro. La función de Saturno es forjar en la austeridad, es por ello que crea restricciones. Siempre concede las cosas pero después de largos y grandes esfuerzos, de ahí que luego de las grandes pruebas debamos preguntarnos el porqué de una experiencia y sacar fruto de ella.
Otros aspectos de Saturno están relacionados con la ambición, la auto preservación, la vejez, la lentitud, la reflexión, la paciencia, la sabiduría, el prudencia, la madurez, la resistencia, la perseverancia, la concentración mental, la responsabilidad, la estabilidad, la integración, la precaución y la gente madura, seria. Es el símbolo de los solitarios. Saturno produce el miedo a fallar.
Saturno representa el pasado, la tradición, el padre, la autoridad o cualquier principio limitado y formador. La posición de este planeta en la carta astral indica la esfera donde tenemos que solucionar viejos problemas y superar inhibiciones y temores que provienen del pasado

Urano - (El proceso de emancipación)
En astrología, Urano simboliza la independencia, ir más allá de las reglas de la familia y de la sociedad para llegar a ser verdaderas personas, fragmentando los esquemas y estructuras tradicionales.
También se interpreta como la necesidad de diferenciarse de los demás como un ser único y incomparable con los demás. Se asocia con ideales de verdad, justicia, libertad, fraternidad e igualdad, así como en cualquier tendencia progresista colectiva que se enfrente con lo establecido. Urano permanece en cada signo alrededor de siete años, ya que tarda unos 84 años en completar una vuelta por el Zodiaco.
Por lo tanto, su posición por signo indica cualidades generacionales

Neptuno - (La conciencia cósmica)
Astrológicamente, Neptuno simboliza la Imaginación, intuición e inspiración. Todas las impresiones que nos lleguen desde el mundo espiritual. Las percepciones de emociones que nos llegan desde el mundo espiritual según el grado de armonía presente en la persona. La posición de Neptuno en una carta astral nos instruirá sobre el nivel de percepción intuitiva de la persona y también sobre el tipo de sueños que tiene, también sobre el riesgo que tiene de sumergirse en un mundo fantasioso o irreal.
Neptuno representa la sensibilidad y humanidad, la simpatía inconsciente, apreciación estética, imaginación e idealismo. La expresión negativa puede manifestarse en una actitud de huida y refugio en un mundo imaginario.
Debido a que Neptuno permanece durante 14 años en el mismo signo, la interpretación a nivel individual está enfocada en la casa que ocupa y los aspectos que forma con otros planetas. Por lo tanto, su posición por signo indica cualidades generacionales. Neptuno tiene una afinidad natural con el signo Piscis.

Plutón - (La transformación inevitable)
Astrológicamente, simboliza la subconciencia y se relaciona con los cambios bruscos, la pérdida, la regeneración y transformación. Plutón provoca transformación interna que nos induce a seguir adelante y abandonar formas viejas para dejar paso a las nuevas. Es el planeta de los cambios profundos, de la transformación individual al nivel psíquico, que empieza a actuar desde lo más interno de nosotros y se mueve hacia la superficie. Debido a que Plutón tarda más de 248 años para completar su trayectoria a través del Zodiaco, se queda en cada signo alrededor de veinte años, lo cual excluye que su posición por signo tenga algún significado individual. Sus cualidades son más bien generacionales, y solamente su posición por casa o sus aspectos con los planetas personales revelan influencias al nivel individual. Plutón, junto con Marte, es el regente de Escorpio.



2 comentarios:

  1. Material para tener en cuenta, no habia leido algo de esto...gracias por compartir, besobeso

    ResponderEliminar
  2. Gracias a ti por estar aqui..un beso

    ResponderEliminar